Eurovisión 2021: todo lo que debes saber antes de la gran final

El próximo 22 de mayo es una fecha señalada en el calendario para miles de eurofans. Tras meses de candidaturas, preselecciones y ensayos, la gran final de Eurovisión 2021 se vislumbra como colofón a una larga espera para la celebración del mítico evento internacional. Aquí un repaso a lo más destacado del festival, las canciones y la propuesta española

Tras un año de incertidumbre ante la cancelación del festival de 2020, al que la crisis del coronavirus golpeó fuertemente, este año el telón eurovisivo vuelve a subir y empieza el día 16 de mayo con la alfombra turquesa, la fiesta de bienvenida.

La ciudad de Róterdam será la anfitriona para recibir a todos los candidatos a alzarse con el premio cogiendo el testigo de Duncan Laurence, que llevó a Holanda a la victoria en 2019 con Arcade. El Rotterdam Ahoy es el lugar de la cita, en el que se reunirán los 26 países finalistas del total de 39 que se disputan el pase en las semifinales los días 18 y 20 de mayo. Países Bajos y los países que conforman el Big Five: Alemania, Francia, Italia, España y Reino Unido, ya tienen su puesto asegurado.

Este estadio, que ya ha acogido otros grandes festivales y entregas de premios, como los MTV Music Awards, cuenta con un gran aforo que se verá limitado a 3500 plazas para asistir como público cumpliendo las medidas sanitarias.

Lema y logo de Eurovisión 2021. Fuente: El Correo

El lema, Open up (again), ¡Ábrete! (De nuevo), y el logotipo, con los colores representando las banderas de los países participantes, se mantienen tras haber sido propuestos el año anterior. De igual manera, la mayoría de ellos repite también su apuesta de candidatura, aunque otros como Portugal o Rusia han optado por cambiar al artista elegido.

Las apuestas ya están en marcha y, aunque aún no hay nada decidido, los rankings ya apuntan a los grandes favoritos para ganar Eurovisión 2021. Voilá de Bárbara Pravi, por Francia; Zitti e buoni del grupo Måneskin, por Italia; Je me casse de Destiny, por Malta; Tout l’Univers de Gjons Tears, por Suiza, y conocida en nuestro país por poner banda sonora al documental de Rocío Carrasco; y Growing up is getting old de Victoria, por Bulgaria, componen el top 5 de los nombres más sonados. Chipre e Islandia son países cuyos nombres también resuenan.

España se sitúa entre los últimos puestos con el tema Voy a quedarme, de Blas Cantó. Le acompañan a la cola países como Georgia, Albania o Eslovenia.

Por su parte, Islandia, Polonia, Rumanía y Malta se encuentran en cuarentena a tan solo unos días de la final y la candidata australiana no podrá viajar hasta Róterdam por las restricciones de movilidad que ha ocasionado la pandemia. Sin embargo, podrán enviar unas grabaciones previas de sus actuaciones, guardadas como copia de seguridad ante posibles contratiempos como estos.

Además de la gala, que será retransmitida por RTVE a las 21h del día 22, y la cuenta de Twitter, que sigue la actualidad de forma activa, los fans cuentan con la aplicación oficial del festival donde pueden hacer sus propios rankings, conocer a los participantes, ver estadísticas…

En paralelo se desarrollan, aunque de forma telemática, eventos como Eurovillage, una especie de ciudad o feria temática virtual, o el Eurocafé, un espacio completamente dedicado a los seguidores.

Top 3 canciones en los rankings hasta el momento
Las canciones

A través de esta breve ojeada, se presentan las 39 canciones que optan a clasificarse para la final y de entre las que saldrá la ganadora de Eurovisión 2021.

Entre las más bailables y movidas se encuentran Mata Hari (Azerbaiyán), Tick Tock, (Croacia), El Diablo (Chipre), una de las apuestas fuertes; Last Dance (Grecia), Set me free (Israel), Je me casse (Malta), Adrenalina (San Marino), Sugar (Moldavia), Loco loco (Serbia) y The moon is rising (Letonia).

En el lado más pop se posicionan: The Lucky one (Estonia), Fallen Angel (Noruega), Voices (Suecia), Tout L’Univers (Suiza), Embers (Reino Unido), Technicolour (Australia), The Wrong Place (Bélgica), Omaga (República Checa), You (Georgia), MAPS (Irlanda), The ride (Polonia) y Amnesia (Rumanía)

Este año tampoco faltan canciones de estilo un tanto épico como Karma (Albania),

Las baladas corren a cargo de Bulgaria, Growing up is getting old; Francia, Voilá; Macedonia del Norte, Here I stand; Eslovenia y Austria, que presentan dos canciones con el mismo título: Amen; y Portugal, Love is on my side.

La nota alternativa y de color la ponen: Ove Os Pá Hinanden (Dinamarca), Dark Side (Finlandia), I don´t feel hate (Alemania), 10 years (Islandia), Zitti e buoni (Italia), Discoteque (Lituania), Birth of a New Age (Países Bajos), Shum (Ucrania) y Russian Woman (Rusia).

Resumen de todas las canciones candidatas
Y en España…
Blas Cantó, Eurovisión 2021. Fuente: El Periódico

El murciano Blas Cantó será el abanderado y encargado de dejar el listón bien alto en Róterdam, como tiene acostumbrado a su público.

Voy a quedarme y Memoria fueron las opciones entre las que los seguidores del certamen europeo tuvieron que elegir el pasado 20 de febrero en el programa Destino Eurovisión, especial para la preselección. El tema vencedor, Voy a quedarme, está compuesto por el propio Blas junto a Leroy Sánchez, Daniel Ortega “Dangelo” y Dan Hammond.

La canción es un homenaje a una de las personas más importantes en su vida y a la que la COVID – 19 le arrebató, su abuela. Él mismo confesaba para RTVE “me siento bien porque cuento mi historia. No es fácil, porque es duro y si pienso demasiado en la historia de la canción lloraría todo el tiempo”. Además, en su maleta lleva “una foto de mi abuela y unas velitas. Estaba recogiendo para hacer la maleta, lo vi y dije ¡me lo llevo!”, aunque añade: “mi amuleto de alguna forma es mi canción, la historia que representa y la emoción”.

Actuará en la primera mitad de la gala final. La puesta en escena contará con una iluminación centrada en él, acompañada de pequeños puntos de luz a modo de estrellas sobre un fondo oscuro. Al fondo, una luna llena de grandes dimensiones que aparece entre la penumbra se aproxima hacia él, que cierra el círculo mirando y dedicando la actuación al cielo.

El vestuario corre a cargo de Jaime Álvarez, aunque sobre este aspecto no han desvelado detalles.

España se presenta ante Europa en este atípico festival con una balada que deriva hacia el estilo pop, con una entrada a capella, completamente intimista y casi susurrante, al oído, que acaba de la misma forma. Como factor sorpresa, un impresionante agudo hacia el final de la canción.

Todas las miradas están ya puestas sobre nuestro candidato que, a buen seguro, y dejando de lado el puesto con el que consiga hacerse, dejará un buen sabor de boca a los espectadores.

Ensayo de Blas Cantó para Eurovisión

Festival de Cine de Sevilla: los documentales que dejaron huella

Los documentales han desarrollado, a lo largo de los años, distintas maneras de contar y transmitir las experiencias de otras personas. Este año, en el Festival de Cine de Sevilla, un festival de cine europeo, nos adentramos en diferentes contextos reales para meternos en la piel del otro. El arreglo de las penurias y daños pasados es fundamental para restaurar el presente y ese es el reflejo de tres largometrajes: Petite Fille, El año del Descubrimiento y Bienvenidos a Chechenia.

Los documentales como Petite Fille y Bienvenidos a Chechenia, por un lado, plasman perfectamente el sufrimiento y el rechazo del colectivo LGTBIQ. Petite Fille hace ver cómo una niña atrapada en el cuerpo de un niño lucha, junto a sus padres, en contra de la discriminación. La transfobia ha sido un tema controversial desde décadas, sin embargo, nuestra protagonista quería “ser de mayor una niña” y su madre se lo concedió. Contra todo pronóstico y quejas del director y del profesorado, la madre, con ayuda de una psicóloga infantil, defiende a Sasha en este largo y duro camino de transición: le deja vestirse y salir a la calle como una niña. En escenas cargadas de dramatismo y de superación, Sasha tendrá que ingeniárselas para recorrer un camino arduo con la defensa incesante de su madre.

Este documental francés apunta a todas las voces del entorno de Sasha, menos el de la parte contraria. Hay una carencia de argumentos contrarios a las ideas o pensamientos de la psicóloga o los padres. A pesar de esto, la psicóloga, al ser una experta en la materia, nos proporciona datos de cómo se pueden comportar los niños alrededor de Sasha y el por qué de su comportamiento. Según Cine Europa, “el documental pinta un retrato muy emotivo de una niña analizada con una gran delicadeza en sus juegos de niña (…) dando la palabra a su madre coraje para evocar la vida cotidiana y los retos de una cuestión de género que es, en realidad, una cuestión de derecho o no a la felicidad”.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es NZ96a47.jpg
Sasha jugando en el jardín. Fuente: El diario de Sevilla.

Pero para la discriminación exhaustiva del colectivo LGTBIQ durante toda la historia, también cabe desarrollar el documental de Bienvenidos a Chechenia. Ambientado en el sur de Rusia, donde la homofobia y el machismo están a flor de piel, distintos personajes ponen en marcha una organización llamada Refugio donde aíslan a los miembros del colectivo hasta que puedan encontrar un destino seguro. Con la recogida de grabaciones de palizas y testimonios aterradores, los miembros nos cuentan lo que han sufrido hasta llegar a ese lugar y la ignorancia del gobierno ante su discriminación. Desde mutilaciones hasta asesinatos, la homofobia en Chechenia no conoce límites y, para la protección de los miembros, estos se nombran de otra forma y se ocultan hasta encontrar un lugar en el que estén a salvo.

La situación de estas personas es tan grave que, incluso fuera de Rusia, tienen que seguir escondidos o tener otra identidad. No hay manera de que Kadyrov, primer ministro de Chechenia, muestre una iniciativa para parar estos abusos y torturas porque niega tanto la existencia de la tortura como la existencia de personas homosexuales en la república. De hecho, una curiosidad de la película es que está hecha con la tecnología deep fake, por lo que las personas están disfrazadas digitalmente para no desvelar su identidad. Según críticos en Micropsiacine, “algunas escenas “robadas” o capturadas en situaciones de violencia física pueden llegar a ser excesivamente duras y difíciles de ver”.

Personas del colectivo huyendo del país con su familia. Fuente: La Jornada Maya.

Por otro lado, la indignación y la desesperanza también existen en las crisis sociales, donde no hay sostenibilidad ni beneficios para todos. El año del descubrimiento es un largometraje basado en la Exposición Iberoamericana del 92. Según los testimonios del documental, no fue un año glorioso como lo pintaban en la televisión, sino lleno de pobreza, miseria y hambre. Cubierto por personas de la ciudad de Cartagena, la pieza rodea la trama en la bancarrota de las factorías de la ciudad y los despidos que provocaron en la plantilla. En una pantalla dividida en dos y una historia partida en tres, los testimonios recorren vidas pasadas desde la Transición Española hasta la crisis financiera del 2008 que conllevó a la limitación de la educación para los jóvenes y a la inutilidad de los sindicatos. Fueron años de incertidumbre y pobreza en las calles.

La historia, de manera objetiva, pretende dar visibilidad a las consecuencias del Franquismo y la Transición. Aunque aparezcan personas que han vivido en sus propias carnes la Transición Democrática, el documental carece de expertos o historiadores para dar más detalles. No obstante, la visualización de la obra se hace “por y para el pueblo”, es decir, cuentan de manera cercana y desde un bar de Cartagena, los acontecimientos vividos para que las nuevas generaciones sepan lo que ocurrió de verdad.

Un desempleado de las fábricas en las protestas de Cartagena. Fuente: El Español.

Claramente estos documentales no fueron los únicos que se estrenaron en este festival. Pero tan solo con una muestra de ellos podemos observar que la temática ha girado en torno a unos personajes que se sacrifican y a unas historias conmovedoras e impactantes. Una sensación que se muestra en las pantallas de cine, pero que se sienten en primera persona.

El frustrado ‘Primavera Sevilla Festival’

La mítica “Fiesta de la Primavera Universitaria” celebrada en Sevilla durante años, cobraba de nuevo vida en 2019 bajo el nombre de “Primaverando”. Tras su éxito, este pretendía repetir en 2020 con una segunda edición a la que decidieron llamar “Primavera Sevilla Festival”, pero el famoso coronavirus no hace más que poner trabas.

La organización ha informado de que la segunda edición del ‘Primavera Sevilla Festival’ se pospone a 2021 debido la situación sanitaria en España y las medidas adoptadas por el Gobierno. Una cita pendiente que se resolverá en marzo del próximo año.

Estaba todo preparado para que el 28 de marzo de este mismo año el Auditorio Rocío Jurado abriera sus puertas a miles de jóvenes. Tan sólo quince días antes, con un alto porcentaje de entradas vendidas, la organización anunciaba a los asistentes el inevitable y esperado aplazamiento. Con optimismo e ilusión, aprovechaban el mensaje para fijar una nueva fecha: 17 de octubre.  

Lejos de una mejoría de la situación sanitaria de nuestro país, se vieron obligados a posponer una segunda vez en agosto. De nuevo el virus rompía todos los planes. Un nuevo comunicado anunciaba una nueva fecha que parece ser la definitiva. Si las circunstancias lo permiten, el festival tendrá lugar finalmente el 20 de marzo de 2021. Así lo anunciaban en sus redes sociales:

Muchos usuarios han criticado en redes la mala gestión de la devolución del importe de las entradas, acusando a la organización de estafadores por su tardanza y falta de información. Sin embargo, a pesar de la polémica, el equipo ha seguido trabajando durante estos meses para ofrecer un festival difícil de olvidar. Una cita pendiente que puede dejarse escapar.

El auditorio acogerá a grandes artistas reconocidos internacionalmente. Hasta el momento, los artistas confirmados son: Ana Mena, Lérica, Daviles de Novelda, María Isabel y Les Castizos. Una lista que irá aumentando a medida que se acerque la fecha. Con este vídeo se promocionaban en redes sociales:

Vídeo promocional del Primavera Sevilla Festival 2020, Facebook

Doce horas de música non stop que esperan no ser arruinadas por una continuidad de la crítica situación. Para ello, el Ayuntamiento de Sevilla asegura estar trabajando con “seriedad, rigor y responsabilidad” en una anticipada planificación de las fiestas primaverales del próximo año de la ciudad.

La organización aconseja no devolver las entradas, prometiendo múltiples sorpresas y novedades a modo de disculpa. Animaban en redes sociales con el eslogan “¡La primavera, Sevilla y tú merecéis un festival histórico!”

Es evidente que la ilusión brota entre el equipo. Dos semanas antes del primer intento de celebración, detallaban desde el perfil de Facebook una estimación de siete mil asistentes. Tan sólo esperan que ese número no descienda y que finalmente pueda celebrarse la segunda edición del esperado ‘Primavera Sevilla Festival’. Un cartel prometedor y las ganas de disfrutar de miles de jóvenes, preveen un éxito asegurado.

Cartel oficial de aplazamiento